Nov/Dic 2015  |  Núm. 16




Dra. Muna D. Buchahin

CFE, CGAP, CRMA, CFI, MA
mdbuchahin@acfe-mexico.com.mx

En esta edición

El papel del CFE en las organizaciones como experto certificado

En los últimos meses, diversas organizaciones se han acercado a nosotros para que, a través de ACFE-México, puedan reclutar a expertos certificados como examinadores de fraude, con la idea de ofrecerles importantes y muy interesantes vacantes en áreas de prevención e investigación de fraudes. Uno de los requerimientos es que el interesado cuente con la certificación internacional que lo acredita como Certified Fraud Examiner (CFE), reconocimiento que otorga ACFE a los aspirantes que cumplen con los requisitos establecidos y aprueban el examen (ver www.acfe-mexico.com.mx).

Lo que es de resaltar, y lo digo con gran gusto, es que los CFE que se encuentran en México tienen empleo, unos en despachos o consultoras, otros en organizaciones públicas o privadas, y muchos son profesionales independientes. Además, puedo decir que estos profesionales, que han dedicado tiempo de su vida cotidiana al estudio para alcanzar la acreditación que los convirtió en expertos antifraude, también se mantienen actualizados en su materia, no sólo por la obligación de tomar al menos 20 horas por año en temas vinculados al área antifraude para conservar la certificación, sino porque son conscientes de la importancia que tiene estar actualizado.

Durante la última semana de agosto, desde hace ya dos años, se lleva a cabo el curso intensivo de preparación en inglés, en el cual se adquiere y fortalece el conocimiento y se presenta el examen in situ. A la fecha somos 127 CFEs en México, cifra que en un plano de comparación con los millones de personas que nos dedicamos a actividades vinculadas a auditoría, contabilidad, administración y finanzas, cumplimiento, seguridad, contraloría, investigación, entre otras, es demasiado pequeña en relación con lo deseable. Por ello, uno de nuestros objetivos primordiales es concientizar a las organizaciones y a los profesionales sobre la importancia de contar con una acreditación internacional que le otorgue un valor agregado. Es decir, si cada organización pública o privada contara al menos con un experto certificado, piénsenlo, qué importantes mejoras podrían obtenerse.

Es en este punto cuando me pregunto por qué existe poco interés de muchas organizaciones en especializar y certificar al personal, si esta preparación podría incidir de manera positiva y proactiva en grandes mejoras de temas sensibles como la ética y el cumplimiento, la metodología para la investigación, la entrevista como parte fundamental en las pruebas de confianza, las investigaciones y auditoría forense; la prevención de fraudes, la justicia y legalidad, la implementación de unidades antifraude, y muchos otros.

En este contexto, ojalá muchos de los lectores decidan obtener la certificación y generar en su currículum ese valor agregado, que sin duda es de vital importancia desde cualquier punto de vista que se analice. Por ello, quiero compartirles algunos de los conceptos y definiciones del Manual del Examinador de Fraude, que forman parte de las 4 áreas de conocimiento del examen de preparación para obtener la certificación como CFE, y que pueden despertar su interés para un estudio más detallado.

Corrupción

El uso inadecuado de la influencia a fin de procurar un beneficio para el defraudador u otra persona, contrario a la obligación o derechos de otros.

Soborno

El ofrecimiento, otorgamiento, recepción o solicitud de pagos corruptos (por ejemplo, elementos de valor pagados para procurar un beneficio contrario a los derechos de otros) para influenciar un acto o una decisión de negocios.

Comisión indebida

  1. Pagos indebidos, no revelados, para obtener un tratamiento favorable.
  2. En áreas de gobierno, las comisiones indebidas consisten en el otorgamiento o recibimiento de cualquier valor para obtener o recompensar un trato favorable en relación con el convenio.
  3. Otros tipos: sobrefacturación y gratificaciones ilegales.

Extorsión económica

  1. Cuando un empleado u oficial, mediante el indebido uso o amenaza de la fuerza o el miedo, demanda dinero o alguna otra consideración para generar una decisión particular.

Métodos para efectuar pagos corruptos

  1. Regalos, viajes y entretenimiento.
  2. Pagos con dinero en efectivo, cheques y otros instrumentos financieros.
  3. Ocultamiento mediante una identidad ficticia o en cualquier otra entidad de negocios, o un acuerdo verbal no documentado.
  4. Préstamos.
  5. Tarjetas de crédito, pagos o compras indebidas, como transportación, viajes, escuelas, regalos costosos intercambios internacionales, vacaciones o gastos de entretenimiento.
  6. Acuerdos de un trato favorable.

Conflicto de interés

  1. Ocurre cuando un empleado o agente –alguien que está autorizado para actuar en nombre de una autoridad- tiene un interés económico o personal no revelado en una materia, el cual podría influenciar sus decisiones.
  2. Esquemas de compras.
    1. Manipulación de adquisiciones.
    2. Tratamiento tendencioso y favorable a proveedores.
  3. Esquemas de ventas
    1. Subvaloración de bienes y servicios.
    2. Desviaciones de los recursos.

Entrevista

  1. Es una técnica de investigación esencial cuyo propósito principal es reunir evidencia.
  2. Ayuda a la investigación y a identificar a otras personas que deben ser entrevistadas.
  3. Identifica áreas vinculadas adicionales que deben ser cuestionadas.

Los invito a leer el Manual del Examinador del Fraude y a conocer de manera genérica todos los temas y ejemplos que pueden ayudarles en su labor profesional como expertos en la prevención, detección e investigación del fraude. No debemos perder de vista que el conocimiento integral especializado nos ayuda para generar:

El conocimiento, la independencia y el rigor científico para elaborar hipótesis y establecer las técnicas o procedimientos científicos a seguir, aunado con las habilidades y destrezas, son de gran utilidad para poder predecir o conocer posibles incentivos y presiones, o las oportunidades que pueden ser el inicio de conductas injustificables. Un CFE debe ser capaz de concebir ideas propias y de utilizar su independencia intelectual para llevar a cabo las mejores prácticas en torno a su labor, ya que tiene un deber ético y profesional de generar resultados positivos.

Recordemos que el juicio profesional es la aplicación del razonamiento, el conocimiento, la capacidad, competencias y la expertise para tomar las decisiones que sean más apropiadas en las circunstancias de cada caso. Sacudamos la pereza intelectual que repentinamente quiere instalarse en nuestra mente y cuerpo, y propongámonos capacitar y obtener la certificación como Certified Fraud Examiner.

Que sea nuestro regalo del 2016.

 

Bibliografía:

Manual del Examinador del Fraude, Edición Internacional, ACFE.




Reporte a las Naciones 2014

©2015 ACFE-Capítulo México, A.C., Derechos Reservados.
Aviso de Privacidad
Asociación de Examinadores de Fraude Certificados Capítulo México
Tel. 5207-7557, 5536-0104 | seminario@acfe-mexico.com.mx